martes, 15 de marzo de 2011

Eje 1: Las Organizaciones

La realidad es que gran parte de nuestro tiempo transcurre en organizaciones, y cada vez es mayor nuestra participación en ellas. En nuestra vida cotidiana hay muchos ejemplos de organizaciones de las que formamos parte. No siempre advertimos la importancia que tienen en nuestras vidas y la influencia que ejercemos en ellas.

LAS ORGANIZACIONES

1. ¿Qué es una organización?
2. Características de las organizaciones
3. Elementos de las organizaciones.
4. Tipos de organizaciones
5. Todo es cuestión de enfoque.  Los enfoques condicionantes
5.1  La observación interna
5.2 La observación externa
5.3 Momento de la mirada
5.4 Creencias y prejuicios

¿QUÉ ES UNA ORGANIZACIÓN?

Microsoft, Coca-cola, Universidad de Buenos Aires, Club Deportivo, Musimundo, Asociación Barrial, Ministerio de Economía: cada una de estas palabras puede ser asociada como organizaciones distintas por cada persona.
Así como hay distintos tipos de organizaciones en la práctica, hay también varias definiciones del concepto organización. A continuación veremos dos de ellas: la primera es de J. Ader, que define la organización como:

"[...] un sistema social compuesto por individuos o grupos de individuos que, mediante la utilización de recursos, desarrollan un sistema de actividades interrelacionadas y coordinadas para el logro de un objetivo común, dentro de un contexto con el que establecen una influencia recíproca".

Un sistema social es un conjunto de individuos (gente) que se relacionan entre sí.
Utilizan recursos se refiere a que se valen de medios materiales (capital, materias primas, maquinarias, inmuebles, etcétera) y humanos. Con el solo hecho de agruparse no alcanza para ser una organización, sino que se deben procurar estos medios como requisito para alcanzar objetivos.
A su vez, que las actividades están coordinadas significa que éstas se desarrollan dentro de un orden armónico, lógico, previsible, revisable y, por ende, corregible.
Por último, el contexto es el medio ambiente externo a la organización que influye en su funcionamiento y a la vez es influido por ella.
Se puede analizar esta definición desde tres perspectivas, que van de lo general a lo particular. 
La primera perspectiva se refiere a la naturaleza social de las organizaciones: quiere decir que los objetivos que se persiguen desde éstas requieren de una agrupación. Sugiere que un conjunto se puede llegar más lejos que solo, y que una forma de lograrlo es a través de la conformación de organizaciones.
Esta necesidad de agruparse es estudiada, asimismo, desde disciplinas tales como la sociología y la psicología, la psicología social y la administración.
Una segunda perspectiva permite pensar a las organizaciones desde la modalidad de coordinar acciones de trabajo --a la cual denominaremos, "organización del trabajo"-- que refiere al momento previo del trabajo, al de su realización y su posterior control. Es la forma que una persona percibe cuando entra a una empresa a comprar, por ejemplo, un televisor y puede observar que la modalidad en que está organizada difiere de otra, aun cuando sean del mismo rubro.
Cuando se advierte la necesidad de coordinar acciones de trabajo (segunda perspectiva) es necesario asignar funciones y tareas a los miembros de la organización, estableciendo normas que regulen su accionar (tercera perspectiva). A esta forma la denominaremos "organización funcional". Por ejemplo, en un restaurante están los grupos que trabajan en la cocina, los que atienden al público en el salón, los que cobran en la caja, los que limpian, etcétera. Esta forma se denomina "funcional".
Peter Drucker, uno de los pensadores contemporáneos más importantes en temas de administración, define la organización como:

"[...] un grupo humano, compuesto por especialistas que trabajan juntos en una tarea común. A diferencia de sociedad, comunidad o familia [...] una organización está diseñada a propósito y no se basa ni en la naturaleza psicológica del hombre ni en su necesidad biológica. No obstante, y en tanto creación humana, está pensada para que dure, tal vez no eternamente, pero sí durante un período considerable".

Ducker aporta los conceptos de propósitos y saberes como elementos distintivos a fin de que una organización sea productiva y eficaz.
En cuanto a los propósitos, señala que es el hombre quien desea crear una determinada organización. No surge de la casualidad sino de la "causalidad". Es decir que la intención de crear una organización para alcanzar fines, es una "causa", justamente, de su creación.
Como la organización se desarrolla en un tiempo considerable, dichos propósitos son mantenidos, revisados y renovados por sus miembros en el transcurso de ese tiempo.
En cuanto a los saberes, Ducker señala que el grupo humano está formado por especialistas, No cualquiera puede formar parte de determinada organización, sino que para cada tipo de organización se requiere un perfil que abarque condiciones personales y también determinados conocimientos y experiencias.
Esto también caracterizará y diferenciará a la organización, es decir que para un estudio contable se requerirán contadores y/o estudiantes de ciencias económicas; para un hospital, médicos y enfermeras; para una empresa transportista, choferes, etcétera.
En síntesis, son ricas y diversas las definiciones sobre las organizaciones. En general, todas toman en cuenta al grupo humano, la coordinación de tareas y el logro de objetivos.
Es importante resaltar el valor de los aportes de los diversos autores que han investigado y escrito acerca de este tema pues nos acercan al conocimiento de sus características más salientes y nos ayudan a comprender su gestión. Pero, ¿podemos hallar una definición única y universal de lo que es una organización? Después de ver las características, elementos y tipos de organizaciones trataremos de aproximarnos a una respuesta.

CARACTERÍSTICAS DE LAS ORGANIZACIONES

La mayoría de las organizaciones tienen características en común:

* dan trabajo y generan empleo; 
* crean y satisfacen necesidades; 
* crean y elaboran productos o servicios;
* producen y transmiten tecnología; 
* crean, transmiten y reciben manifestaciones de la cultura; 
* distribuyen y redistribuyen recursos;
* generan, poseen y transmiten poder;
* son medios para crear, conservar, transmitir y modificar el conocimiento;
* son indicadores de la sociedad actual;
* crean símbolos, imagen y prestigio;
* posibilitan alcanzar objetivos generales y particulares;
* permiten las vinculaciones entre individuos y grupos, los que constantemente intertactúan entre sí;
* son espacios de desarrollo personal y profesional.

Las características señaladas, que son sólo las más significativas, indican la importancia de las organizaciones en el contexto social y económico de principios del siglo XXI. Estas características han ido variando, acompañando los cambios socioeconómicos y a la vez influyendo sobre ellos.

ELEMENTOS DE LAS ORGANIZACIONES

Los elementos son los recursos con que cuentan y que necesitan las organizaciones para desarrollar sus actividades y lograr sus fines.
Se pueden agrupar en seis categorías, según el siguiente cuadro:



TIPOS DE ORGANIZACIONES

Existen numerosas clasificaciones de organizaciones. Pero, para simplificar, se las clasificará aquí según la finalidad para las que fueron creadas. Se observan, entonces, dos tipos de organización: con fines de lucro y sin fines de lucro.
Las primeras comprenden a las denominadas "empresas", es decir las organizaciones cuya finalidad es ganar dinero.
Las organizaciones comprendidas en el segundo grupo son aquéllas cuyo fin está relacionado con aspectos socioculturales, tanto en su intención de mejorar el nivel de vida de ciertos sectores de la población (a través de fundaciones, hogares para chicos de la calle o madres solteras) como en promover el desarrollo de las artes o las ciencias (como por ejemplo, el Mozarteum argentino, centros culturales barriales, bibliotecas públicas).
Las organizaciones sin fines de lucro necesitan valerse de recursos económicos para perdurar, pero la ganancia no es el objetivo principal de su actividad, sino un medio de subsistencia (tanto de la organización como de su obra).


Glosario:
Lucro: Ganancia, utilidad.
Mercadotecnia: Disciplina que estudia las formas en que un producto o servicio se comercializa en el mercado.


Lectura para profundizar
TIPOS DE ORGANIZACIONES: ¿ES POSOBLE MEZCLAR GANANCIAS CON FILANTROPÍA?

La evolución de las organizaciones hace que empresas con fines de lucro se articulen con organizaciones claramente sin fines de lucro.
Por ejemplo, American Express, en 1983 acuñó el término mercadotecnia (en inglés marketing) para causas nobles cuando lanzó una campaña publicitaria que se comprometía a donar un centavo de dólar para la restauración de la Estatua de la Libertad cada vez que alguien utilizara la tarjeta American Express. Desde entonces, ésta se ha convertido en una estratefia importante para las empresas. El concepto es simple: por cada compra de un producto determinado, una empresa dona una porción del ingreso a una organización no lucrativa. Publicitar este tipo de actitudes genera ventas (y utilidades) para las empresas como American Express, que pusieron este plan en marcha.
Algunos observadores critican estas medidas ya que consideran que, al hacer grandes aportes, las empresas a la vez "deciden" en las organizaciones sin fines de lucro a las que favorecen.
La mercadotecnia por causas nobles proporciona a las instituciones filantrópicas publicidad y donaciones, mientras que las compañías les genera una imagen pública positiva y en ocasiones, mejores ventas, por lo que aun a pesar de sus críticos es una tendencia que parece aumentar.
Adaptado de Schiller, Zachary. "Doing well by doing good", en Business Week, Nueva York, 5 de diciembre de 1988.

1 comentario: